Efectos de la cal en los electrodomésticos (Parte 1)

30 mayo, 2016

¿Sabes cuánto llega a afectar la cal a los electrodomésticos?.

En las zonas ubicadas en la cuenca mediterránea, por normal general, el agua contiene un alto porcentaje de concentración de calcio y magnesio. La presencia de estos minerales aunque no imposibilita el consumo humano, no resulta beneficiosa para la salud. Y además, es muy perjudicial para casi todos los usos domésticos y en especial para el funcionamiento de los electrodomésticos.

Este tipo de aguas son las llamadas aguas duras y muy duras. Su problemática es que la cal se deposita, incrusta e incluso va oxidando todos aquellos elementos por los que circula el agua.

Esto afecta, por ejemplo, a las tuberías de nuestra instalación, reduciendo su diámetro por la acumulación de cal. La consecuencia directa es que el caudal y la presión de agua que llega a nuestros grifos será cada vez menor.

Pero también, tiene graves efectos en los electrodomésticos que requieren de agua para su funcionamiento (lavadoras, lavavajillas, radiadores, calderas, termos eléctricos…). Sobre todo afecta a los que trabajan con agua caliente, ya que a mayor temperatura, el calcio precipita más.

Y es que la cal actúa en los electrodomésticos de nuestro hogar como un enemigo invisible y silencioso. Sus consecuencias no se suelen ver a simple vista y cuando salen a la luz, normalmente lo hacen directamente en forma de avería.

¿Cómo les afecta?

  1. Calcifica las resistencias. Impide el óptimo funcionamiento y genera sobre calentamientos de los equipos.
  2. Se incrusta en los elementos mecánicos que están en contacto con el agua. Hace que se desgasten y limita su movilidad.
  3. Disminuye el flujo de agua que llega a los equipos. Provoca una menor refrigeración de sus componentes.

En definitiva, la cal reduce la vida útil de los electrodomésticos, incrementa los costes de mantenimiento ya que causa averías, y hace que aumente su consumo energético repercutiendo en la factura de la luz o del gas.

Sobre esto último, os dejamos 2 datos sobre la repercusión de la cal en el gasto energético en los calentadores y acumuladores de agua caliente.

  • En aguas muy duras (25ºTH) tendremos una perdida energética del 22%.
  • Por cada milímetro de incrustación de cal en la tubería tendremos una pérdida de energía del 16%.

¿Quieres saber cómo evitarlo? No te pierdas el próximo artículo de nuestro blog.

Tags: ,